IU AREA FEDERAL DE EDUCACIÓN

SECRETARÍA DE EDUCACIÓN



El Pleno del Área Federal de Educación, celebrado el 18-noviembre-06, ha adoptado -entre otros- el acuerdo de remitir a la dirección federal de IU, para su conocimiento y en su caso ratificación, un escrito que diese cuenta de la posición y el trabajo realizado por el Área sobre la reforma de la LOU planteada por el gobierno, que se halla en plena tramitación parlamentaria.

En función de dicho acuerdo y siguiendo los criterios y directrices aprobados en el citado Pleno, que se han concretado en el amplio repertorio de enmiendas al Proyecto de Modificación de la LOU propuestas por el Área, desde la Secretaría de Educación y desde la Coordinación del Área Federal de Educación planteamos las siguientes

CONSIDERACIONES SOBRE LA REFORMA DE LA LOU

PRIMERA.- Hace cinco años IU se unió a la inmensa mayoría de la comunidad universitaria para manifestar su rotunda oposición a la LOU del PP. Nuestro rechazo se expresó tanto en el ámbito parlamentario como participando activamente en las movilizaciones promovidas conjuntamente por las organizaciones más representativas de los distintos sectores universitarios.

Compartimos con esos sectores nuestra oposición a la LOU impuesta por el PP porque recortaba la autonomía universitaria y retrocedía en la democracia interna de sus órganos de gobierno; porque precarizaba y multiplicaba artificialmente las categorías del profesorado, introduciendo una supuesta carrera docente que ha resultado inviable; porque impulsaba la privatización de la enseñanza superior y la mercantilización de la investigación generada en las universidades públicas; y, de manera especial, porque no afrontaba uno de los principales problemas de la universidad, su adecuada financiación.

Tanto IU, como el PSOE, plantearon enmiendas a la totalidad en el trámite parlamentario de la LOU y en sus programas electorales de 2004 se comprometieron a derogarla, si tenían la oportunidad de hacerlo.

SEGUNDA.- Tras dos años y medio de gobierno socialista, la modificación de la LOU propuesta por el MEC no sólo renuncia a su derogación, sino que se limita a enmendar algunos de los aspectos más rechazados en su día –no todos- por los distintos sectores universitarios. IU, a través de un comunicado de prensa de sus responsables de Movimientos Sociales y de la Secretaría de Educación, hizo una primera valoración del proyecto de Modificación de la LOU el pasado 2 de septiembre. En él se califica de “poco ambiciosa” la reforma propuesta, teniendo en cuenta su injustificado retraso, y sobre todo por resultar claramente insuficiente respecto a cuestiones que el propio PSOE había denunciado anteriormente, como la ausencia de una ley de Financiación de la Universidad para corregir nuestro retraso histórico en gasto público en educación superior e investigación, así como en becas y ayudas a los estudiantes.

En esa misma valoración se reconocían, no obstante, los aspectos de la reforma que suponen una mejora, como el sistema único de acceso a la Universidad, el procedimiento de acreditación del profesorado, el carácter público de la ANECA o la recuperación de la participación democrática en algunos órganos de gobierno.

Pero nuestra valoración global era y es que se trata de una mini-reforma tardía e insuficiente, que ni supone un cambio real del modelo de Universidad ni recoge los cambios parciales necesarios para corregir la LOU, ampliamente demandados por los estudiantes, profesorado, organizaciones y colectivos más comprometidos con la Universidad pública que defendemos: una Universidad al servicio de la sociedad en su conjunto, que se ha de sustentar en el reconocimiento de su autonomía y en la democracia interna de sus órganos de gobierno y de su gestión, en la efectiva igualdad de oportunidades de todas las personas para acceder a ella y continuar sus estudios, en la colaboración entre las universidades y la cooperación con la sociedad frente a la “competitividad”, y en la evaluación para la mejora de su calidad, mediante una financiación adecuada a sus necesidades y a las de los territorios donde se ubican.

TERCERA.- El Área Federal de Educación, a partir de la publicación del Anteproyecto de Modificación de la LOU, puso en marcha un proceso de elaboración colectiva en el que han participado, junto a las Áreas de Educación de las Federaciones, organizaciones, colectivos y personas del mundo universitario con quienes hemos compartido y debatido criterios, sugerencias o propuestas concretas.

Fruto principal del trabajo realizado ha sido, tras un amplio y rico debate, la selección y aprobación por el Pleno del Área de un repertorio de 65 enmiendas que no se han limitado a plantear modificaciones al proyecto de ley del gobierno, sino que proponen modificar otros aspectos de la LOU que el proyecto de reforma mantiene intactos, pero que hemos considerado imprescindible enmendar por coherencia con la posición mantenida por IU respecto a la LOU y con nuestros compromisos programáticos.

CUARTA.- Las principales enmiendas propuestas se refieren a los siguientes bloques:

1º.- Financiación suficiente. Planteamos un nuevo Título para asegurar que “los poderes públicos dotarán al sistema universitario, en un plazo máximo de cinco años a partir de la entrada en vigor de la Ley, de los recursos económicos necesarios para equiparar el gasto público universitario a la media de los países de la Unión Europea, con especial referencia a los parámetros de calidad de enseñanza, financiación de programas de investigación en las Universidades, y becas y ayudas a estudiantes”. Asimismo se elaborará un plan especial de financiación que permita a las universidades adaptarse a los criterios del proceso de convergencia europea con suficientes recursos.

2º.- Democratización de todos los órganos de representación. Mantenemos las enmiendas de IU a la LOU, que responden al criterio de que prevalezcan los órganos colegiados sobre los unipersonales y que en su composición haya una representación equilibrada de todos los sectores universitarios (asegurando porcentajes mínimos para estudiantes y PAS). Rechazamos asimismo que la categoría académica o administrativa del profesorado (catedrático, funcionario, doctor…) pueda suponer un privilegio a la hora de establecer cuotas de participación en los órganos de representación. Abogamos por una composición del Consejo social que incluya representantes de los agentes sociales y de otras entidades ciudadanas. Del mismo modo reclamamos que formen parte del Consejo de Universidades representantes estudiantiles y sindicales.

3º.- Personal universitario. Abogamos por el cuerpo único del profesorado con una carrera profesional basada en la promoción interna mediante acreditaciones. Planteamos también varias enmiendas para garantizar la estabilidad y el reconocimiento de sus derechos a las figuras procedentes de situaciones anteriores. Y para asegurar un compromiso de negociación sindical del futuro Estatuto del personal universitario. Otro paquete de enmiendas se dedica a reforzar y promover al personal de administración y servicios.

4º.- Participación y ayudas a estudiantes. Recogemos las propuestas mayoritarias de las organizaciones estudiantiles que rechazan la creación del Consejo de estudiantes mientras se les niega la posibilidad de participar en importantes órganos universitarios. También apoyamos su demanda de negociar el futuro Estatuto del Estudiante y que sea debatido en el Parlamento. Respecto a las becas y ayudas proponemos: “El Estado, las CCAA y las Universidades públicas elaborarán, en el plazo de un año, un Plan de Ayudas al Estudio para garantizar que nadie quede excluido del acceso a las universidades públicas por razones económicas. Además de becas y otras ayudas, se establecerán modalidades de exención parcial o total del pago de los precios públicos por prestación de servicios académicos. El sistema general de becas contará con becas-salario que cubrirán los costes directos, indirectos y de oportunidad del estudio, en los casos de rentas más bajas. El sistema de becas-salario se podrá complementar con una oferta pública de créditos-renta. De utilizarse esta figura, será complementaria y nunca sustitutiva de la política de becas”.

5º.- Investigación. Planteamos varias enmiendas para potenciar la función investigadora de la Universidad y para que se ponga al servicio de las demandas que plantea la sociedad, a través de sus instituciones y organizaciones (ayuntamientos, agentes sociales, asociaciones de consumidores y de vecinos, movimientos sociales, etc.), articulando canales de expresión de estas demandas para que la sociedad civil pueda acceder a la investigación universitaria en las mismas condiciones que el tejido empresarial. Asimismo planteamos que “se garantizará el carácter público de los resultados de la investigación universitaria, sufragada con fondos públicos”.

Además de esos bloques hemos mantenido o ampliado diversas enmiendas de IU a la LOU que mantienen su vigencia, o bien hemos elaborado otras nuevas, como las relativas al Espacio Europeo de Educación Superior que adecuan y mejoran notablemente el texto de la LOU.

QUINTA.- Consideramos que las 65 enmiendas propuestas por el Área Federal de Educación, junto a las elaboradas por ICV (en torno a 30), pueden contribuir a mejorar sustancialmente el proyecto del gobierno, eliminando las principales insuficiencias de una reforma que, aunque no aborde por ahora la transformación en profundidad que la Universidad necesita, debería servir al menos para introducir cambios imprescindibles en esa dirección.

En la tramitación parlamentaria en curso, se podrá ver si el PSOE está realmente dispuesto a llegar a acuerdos con IU-ICV sobre las principales enmiendas presentadas, o si opta por mantener su raquítica reforma de la LOU. Será el resultado de la correspondiente negociación, una vez conocido y valorado por los órganos de dirección de IU, lo que deba condicionar el apoyo de IU de la LOU.


Madrid, 18 de noviembre de 2006